21 jun. 2014

EL DIA SIGUIENTE A LA OPERACION



La noche la pasé bastante mal. No me habian quitado el cateter de la epidural, asi que me resultaba doloroso y muy incomodo. Ademas de haberme estado "trasteando" durante la operacion que ya me dejo mal cuerpo, no estaba bien acostada de lado. Me acosté sobre el lado izquierdo pero al rato empezaba a dolerme mucho la cadera y las molestias me llegaban hasta el pie. Era imposible descansar asi. Al momento me cambiaba y me acostaba sobre el lado derecho, pero pasaba igual, un rato después me dolia la cadera y bajaba hasta el pie. Asi estuve toda la bendita noche.
De madrugada me entraron ganas de orinar y como me habian quitado la sonda nada mas llegar de la operacion, me daba miedo levantarme sola de la cama y caminar hasta el baño, asi que llamé a la enfermera. Me acompaño hasta el baño y se fue. Que digo yo que se iria porque vio que podia valerme por mi misma. Me levanté unas tres o cuatro veces en la madrugada para orinar. Llevo dos dias sin hacer de vientre aunque ni siquiera me han preguntado si he hecho. Supongo que no tendra importancia en estos momentos.
A las cinco de la mañana estaba sentada en la cama comiéndome una magdalena, jejeje. Estuve todo el dia en ayunas y después con la anestesia no me dejaron comer durante un rato. Pero la anestesia se paso en seguida y pude beber agua, y como me sento bien, la enfermera me dijo que podia comer ya, pero que no abusara. Mi prima me habia traido lasaña de atun que hizo para mi su novio, italiano. Llevaba semanas queriendo comerla!. Me trajo dos trozos y me comi uno. También le trajo varios trozos a mi marido para que se los llevara a casa para que cenaran él y los niños. Muchas personas piensan que no pueden hacer nada en situaciones como éstas, que no tienen tiempo y tal. Una gran ayuda es esa, hacer comida!.
A las cinco, después de la magdalena, me acosté bocarriba. Me era dificil estar comoda con el cateter de la epidural en la espalda, pero finalmente encontré una buena posicion colocando en la parte baja de la espalda, donde queda el hueco cuando una se acuesta bocarriba, con el osito de peluche que me habia traido mi hijo Ricardito en su primera visita. Hoy no le voy a ver porque esta de excursion con el colegio todo el dia. Cuando lleguen lo recogera mi tia y se ira a su casa a cenar y dormir con ella y aprovecharan para ver el partido de futbol de España contra Chile, que esperemos sea mejor que el que jugaron contra Holanda.
El caso es que conseguiria quedarme dormida a las cinco y pico. A las 7:45 toco mi teléfono. Era mi marido. Ya habia dejado a Ricardito en el colegio, entraban antes de lo habitual para ir a la excursion. Me desperté con la llamada, pero no me importo. Mi marido no puede estar a mi lado fisicamente mas que durante las horas de visita y es poco para ambos. Estaba preocupado por saber como iba todo.
A las 8 y poco me trajeron el desayuno, pero nada mas ponerlo en la mesa vino una enfermera a buscarme para llevarme a hacer una eco. Estaba esperandome mi ginecologa que, para no variar, fue enormemente cariñosa y atenta conmigo. Yo iba bastante asustada porque como me habian prevenido de que tal vez uno de los triges no superaba la operacion... El caso es que desde que me operaron segui sintiendo sus movimientos dentro de mi, pero claro, teniendo triges no podia distinguir si se movian los tres.
La eco empezo y las primeras palabras de la ginecologa fueron: "Como sé que es lo primero que quieres oir, los tres estan vivos". Me quedé tranquila. Me dijo que le parecia impresionante como iban evolucionando con una operacion tan reciente. Les escucho los cordones y el doppler y todo estaba bien. Me conto que el profesor le habia comentado que la operacion fue un poco dificil pero que todo habia ido bien. Yo le conté que el profesor me habia enseñado en vivo y en directo uno de los triges, a "Segundo" y que fue precioso. Que a pesar de los nervios al entrar en quirofano y las molestias por la anestesia, todo habia ido bien y estuve tranquila durante la operacion. Ah!, y cuando le dije que los triges se quedaron quietecitos durante toda la operacion se quedo maravillada! con lo que se mueven en todas las ecos! jejeje. Me dijo que son tres campeones que se portaron genial.
Luego me hizo una eco vaginal para mirar el cuello del utero. Para su sorpresa, estaba mas largo y cerrado de lo que imaginaba. Cuando acabo, llamo al profesor para que viniera un momento a la consulta.
Cuando él llego, vio en la pantalla la imagen congelada del cuello del utero y dijo: "Magnifique!!". Pregunto, "en cuanto esta?, 40, 40 y pico?", y la gine respondio "Treinta y pico!". El profesor me estrecho la mano super contento y dijo que era impresionante. Me dijo que era una muy buena señal que los triges estuvieran vivos justo después de la operacion, pero que no debia confiarme mucho, que no quiere decir que dentro de tres, cuatro o cinco dias sigan estando vivos los tres, que tenemos que ir con cautela y pasando dia a dia. Pero que de momento es buena señal. Cuando vio las cantidades de liquido amniotico de cada saco se quedo alucinado, no esperaba encontrarlo todo tan bien. Me pregunto si habia rezado mucho y le dije que si. Y es cierto, tanto para mi marido como para mi, Di*s es lo primero por encima de todo y todos y no damos un solo paso sin hablar con El y confiarle nuestra vida en cada instante. El profesor me dijo: "Pues me parece que luego voy a rezar yo contigo".
Me apreto la mano y me felicito por lo bien que me habia portado ayer en la operacion. Le dije que el mérito lo tenian mis triges. Jejeje. Le di las gracias y se fue.
Luego me sacaron sangre para un analisis y me dijeron que por favor llamase a mi marido por teléfono para que viniera aunque no fuera la hora de visita, porque necesitaban hacerle un analisis de sangre a él también. Por lo visto como ayer sacaron liquido amniotico, quieren una muestra de sangre de los dos para comparar y tal, aunque no me han explicado exactamente para qué.
Cuando me subieron a mi habitacion, justo cuando estaba entrando, escuché a mi marido y mi hijo Samuel que llegaban por el pasillo. Le dije a la enfermera que mi marido habia llegado para el analisis y me dijo que no me preocupara, que disfrutaramos de esa visita fuera de horario y que después vendria a hacerselo.
Me puse a desayunar a las 10 de la mañana, algo insolito aqui, pero la bandeja me estaba esperando sobre la mesa y tenia un hambre tremendo. Desayuné. Mi hijo abrio la neverita y cogio un paquete de pastelitos que mi prima me habia traido ayer. La enfermera me pregunto si queria café o té y le dije que café, y ya de paso le trajo otro a mi marido. Qué amable.
Ah!, y también recibi esta mañana la visita de mi ginecologa, la que me lleva los analisis, el peso y tal. Ha venido a mi habitacion a verme y a ver como habia ido todo. Me dijo que si Di*s quiere los triges saldran adelante, que al principio del embarazo optamos por seguir adelante con los tres, porque nos dieron la posibilidad de eliminar uno para que el embarazo no fuera tan dificil, pero no quisimos. Ella se ha mostrado feliz de que todo vaya bien y me ha aconsejado también ser cautelosa y esperar dia a dia a ver como va todo. Si Di*s quiere los triges deberan aguantar al menos dos meses mas. Podemos?, claro que podemos!. Yo estoy tremendamente positiva a pesar de como han estado saliendo las cosas estos ultimos dias y de lo que podria suceder a partir de ahora. Pero yo siempre me agarro a lo positivo y a cada rato hablo con los triges y les animo y les felicito por estar siendo tan campeones y luchadores.
Y ahora estoy aqui, semitumbada en la cama de mi habitacion, con el ordenador encima de la mesa en la que hace poco he almorzado, esperando la visita de una amiga y de mi prima. Mi marido se fue con Samuel a comer a casa y le dije que no venga mas hoy, que descanse, que ya ha estado aqui esta mañana y que no debe preocuparse porque voy a estar acompañada. Asi que imagino que se quedara descansando, que falta le hace también.
Luego llamaré a mi Ricardito a casa de mi tia para ver como se lo ha pasado en su excursion al Parque de actividades y piscina. Seguro que muy bien, luego le daran cuerda y me contara un monton de cosas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario